Seguro que todo este día has escuchado o leído sobre el fenómeno Blue Monday. Si así es, no se refiere solamente al lunes, por ser comúnmente el día más difícil de la semana. Aquí te lo explicamos.

Conoce su historia

Este fenómeno apareció por primera vez en 2005 como parte de una campaña publicitaria de la agencia de viajes Sky Travel. Por supuesto, era una excelente idea para viajar con un coste accesible en temporada baja y en uno de los meses más difíciles del año.
Como ves no cuenta con respaldo científico, sin embargo, a partir de esta campaña cada año, el tercer lunes del mes de enero, el Blue Monday ha sido asumido papel comercial muy importante. Solamente que, a diferencia del Black Friday, este es considerado como el día mas triste del año.

¿Qué lo hace el día mas triste del año?

En el caso del Blue Monday, un comunicado de prensa en 2009 definió este fenómeno como la mezcla de factores que solemos experimentar en esta temporada. Aquí te decimos como contrarrestarlos:

El clima: ¡Que no te asuste el frío!

Es cierto, no podemos negar que, entre el invierno y las vacaciones, es difícil tener el ánimo para salir de la cama. Pero ¿sabías que practicar ejercicio al aire libre en invierno aumenta la quema de calorías hasta en un 30% más?. Esto se debe a que el cuerpo debe trabajar más para regular su temperatura interna y esto lo logra consumiendo más calorías. ¡Ya tienes una razón de peso para salir de casa!

via GIPHY

Los gastos: Es la oportunidad para ajustar las finanzas personales

Pasando las fiestas y la alegría de regalar (y por qué no, la de recibir regalos) propia de diciembre, llega el momento en que vemos que nuestro bolsillo está vacío y en ocasiones, este desajuste en las finanzas personales se convierte en tristeza y dolor de cabeza para el futuro un inicio de año. Este es un buen momento para evaluar nuestros hábitos financieros. Podemos empezar por establecer un presupuesto máximo para gastar en esta temporada de “rebajas”, elaborando una lista de aquellos productos que realmente necesitas, evitando dejarte llevar por las compras por impulso.

via GIPHY

La melancolía invernal: ¡Anímate! Todo fin implica un comienzo

En ocasiones el regreso al trabajo, la rutina diaria y el fin de las vacaciones, pueden representar algo aversivo. Sin embargo, esto está bajo tu control. La melancolía es un sentimiento pasajero que puedes gestionar: buscando actividades motivantes y compartiendo momentos con las personas que te llenen de energía. También, es válido tomar tu espacio y buscar momentos de meditación para replantearte tus proyectos del año.

via GIPHY

¿Propósitos de fin de año? ¡Inténtalo otra vez!

Aún estás a tiempo de replanteártelos. Si apenas has empezado el año y tienes dificultad para cumplir alguno de tus propósitos, puede que se trate de algo que tú no quieres realmente y sea para cubrir expectativas de otros. Para cumplir una meta, esta debe ser bien diseñada; asegúrate de que la meta se específica, medible, alcanzable y realista.

via GIPHY

Y para ti, ¿es también este lunes el más triste del año?